En lo que promete ser un lanzamiento que revolucionará la industria de la telefonía móvil, Google lanzó hoy en los Estados Unidos Project Fi, una operadora virtual cuyo objetivo es elevar el estándar y repensar la manera en la que se ofrecen los servicios de telecomunicaciones en el mundo. Este objetivo, que puede sonar pretencioso, no es otro que el que la compañía ya se puso en varias oportunidades, como cuando a principios de 2010 lanzó el Nexus One, su primer teléfono, para establecer un estándar mínimo de calidad para los teléfonos Android, los cuales hasta el momento distaban de ofrecer una experiencia excelente; algo similar a lo que hizo con los equipos Android One, fabricados en conjunto con los principales OEMs indios, para ofrecer una experiencia consistente y de calidad en los smartphones de menos de 100 dólares; o con el lanzamiento de la Chromebook Pixel, una muy poderosa laptop operada por Chrome OS que, a pesar de su elevadísimo precio de $999 dólares, muestra la verdadera capacidad de su sistema operativo; y finalmente con Google Fiber, el servicio de banda ancha por fibra óptica de 1Gigabit de capacidad que la empresa lanzó en la ciudad de Kansas, Missouri en 2011.

¿Qué distingue a Project Fi de sus competidores?

A diferencia de otras operadoras virtuales, Project Fi utiliza no utiliza la red de una operadora, sino que se monta sobre las redes 4G LTE de dos operadoras diferentes – Sprint y T-Mobile -, entre las cuales selecciona a la que ofrece mejor calidad y mayor velocidad en todo momento y lugar. De esta forma, es capaz de brindar siempre la mayor velocidad posible, y de garantizar una mayor cobertura a lo largo y a lo ancho de los Estados Unidos, el primer país donde se encuentra disponible. Al mismo tiempo, el sistema utiliza las distintas redes Wi-Fi disponibles para mejorar sus prestaciones, por lo que a lo largo del día, o mediante el cliente se va moviendo, va saltando de una red a la otra, buscando siempre la más adecuada. Esto es posible gracias a una nueva SIM card desarrollada por la compañía, la cual permite compatibilizar todos estos servicios, y alternar entre ellos de manera transparente para el usuario.

Algo notable acerca de este servicio, es que no utiliza las redes Wi-Fi solamente para establecer conexiones de datos, sino que también para canalizar sus servicios de voz, permitiendo incluso saltar de una red de este tipo, a una red estándar de telefonía móvil, sin que se corte la llamada. Al mismo tiempo, permite realizar y recibir llamados desde y hacia el número del usuario a través de otros dispositivos conectados a Internet a través de Google Hangouts.

Una característica notable, es que Project Fi ofrece roaming para sus usuarios en más de 120 países al mismo precio que lo que vale una llamada en los Estados Unidos, lo que quiere decir que el teléfono se puede utilizar en virtualmente cualquier parte del mundo, sin que esto implique un costo extra.

Es por todo este tipo de prestaciones, y por la extensa compatibilidad que el dispositivo que utilice el usuario necesita tener con redes de distintas características, que Project Fi solo está disponible para usuarios del Nexus 6, el último flagship de Google, fabricado por Motorola. Esto permite garantizar que el servicio siempre estará disponible, y evitar que, por ejemplo, la batería se agote muy rápidamente, algo que suele suceder cuando un teléfono se encuentra escaneando permanentemente  las redes disponibles y saltando de una a otra (como cualquier usuario de 4G en Argentina ya debe saber). Esto es posible gracias al control de todas las variables (hardware, software, y la red móvil) que Google posee en esta operadora.

Un nuevo tipo de contratos mensuales

A pesar de su original enfoque para ofrecer siempre la mejor conectividad, la tecnología no es la mayor innovación desarrollada por Google en Project Fi. En cambio, esta nueva operadora también ha tomado un nuevo camino a la hora de desarrollar sus planes.

A diferencia de sus competidores, los cuales ofrecen todo tipo de combos que combinan paquetes de voz, de SMS, y de datos, la empresa de Mountain View creó un plan único que consta de dos partes:

  • La primera, llamada “The Fi Basics“, incluye minutos ilimitados para hablar dentro de los Estados Unidos, mensajes de texto ilimitados tanto a líneas americanas como extranjeras en cualquier parte del mundo, llamadas internacionales a bajo costo, cobertura en 120 países y la posibilidad de hacer tethering utilizando el teléfono como un hotspot Wi-Fi.
  • La segunda parte está conformada por un paquete de datos que podrá ser de 1, 2, 3, y hasta 10GB mensuales, con lo que cada usuario podrá escoger la cantidad que mejor se ajuste a sus necesidades.

El costo de los planes es de $20 dólares mensuales por las prestaciones básicas, y de $10 dólares extras por cada 1GB de datos. Por lo que los usuarios podrán pagar entre $30 y $120 dólares (más impuestos) en total al mes, dependiendo de la cantidad de datos que contraten. Y si al final del mes sobraran datos, el costo de los mismos se devuelve en forma de crédito que bajará el costo de la factura al mes siguiente.

Los contratos de Project Fi son sin permanencia mínima, por lo que se renuevan mes y mes y pueden cancelarse sin penalidades en cualquier momento.

La compañía, además, promete ofrecer una atención al cliente de lujo, emitiendo una factura fácil de leer que detalla los gastos y consumos de manera gráfica, y habilitando un número de atención al cliente sin menú, en el que basta con llamar para ser atendido por un representante. Esto último significa un gran diferencial con respecto a otras compañías, sin embargo, debemos preguntarnos que tan escalable resulta esto, y si Google podrá mantenerlo en el tiempo una vez que habilite su servicio para una mayor base de usuarios con otros dispositivos.

El futuro de Project Fi

Cabe preguntarse hasta que punto llevará Google a esta nueva operadora, y cuáles son sus objetivos a partir de la misma: si dar los primeros pasos para convertirse en la quinta gran operadora en los Estados Unidos e intentar desbarrancar a Verizon y AT&T, las líderes del mercado; o si busca establecer un nuevo estándar para estimular a las cuatro operadoras líderes a mejorar su servicio y a cambiar las condiciones de sus contratos, algo que en cierta forma T-Mobile ya había logrado comenzar a hacer con la eliminación de los contratos fijos por 24 meses, y sus planes a medida, luego de su fallida fusión con Sprint.

Sean cuáles sean los planes del gigante de las búsquedas, todavía no es posible saberlo. De hecho, tampoco es posible probar el servicio ya que éste solo puede contratarse si se cuenta con una invitación, la cuál puede solicitarse a través de su sitio web – sólo para residentes en los Estados Unidos – aunque, por ahora. sin certezas de cuándo llegará.

About ThinkMóvil

ThinkMóvil es un programa de aceleración con foco en Startups móviles en el mercado latinoamericano. Además de ayudar a crear compañías sustentables trabajamos con nuestros partners en la creación de un ecosistema móvil a nivel regional.